Al este del departamento de Flores encontramos una vieja explotación minera, abandonada desde finales de los años noventa.

Se trata de una cantera de granito negro cuyo nombre científico es “gabro o microgabro”. Sus grandes bloques de piedra fueron extraídos décadas atrás y exportados hacia países como Japón. Tras un proceso industrial de pulido, estas rocas adquieren un intenso y brilloso color negro, útil para obras en mausoleos y cementerios. 

Esta zona, ubicada en el Área Protegida Chamangá, está rodeada de praderas naturales y puede visitarse con previa coordinación y autorización de sus propietarios, dentro de los circuitos de geoturismo que ofrece el geoparque Grutas del Palacio. Entre su paisaje podemos descubrir construcciones derrumbadas, hierros corroídos y máquinas que permanecen inmóviles, como testigos enmudecidos de aquella antigua explotación industrial. También persisten grandes bloques de piedra cortados, y un gran espejo de agua formado tras la extracción del material pétreo. 

COORDINA VISITA

 

<< Volver